Tarde de cielo y helados

Tarde de cielo y helados

La foto lo dice todo. En android spy software el columpio, tomándose un helado, en esa plaza tan de Poblenou donde iba con su abuela cada tarde a la salida del custom writing service colegio. Muchos años después le gustaría volver a ese tiempo y a reírse con todas las ganas.

Todos sabemos que los helados están asociados a momentos de agradecer. El Tío Che, que sabe por horchatero y por centenario, dice que los helados http://androidphonetracker24.com/ no son una golosina, son una experiencia que nos hace más felices. Un punto más que aporta a estar mejor, una magia que nace entre lo suave de la crema y lo frío del helado. Y lo mejor es que es un producto sano, de los más sanos, siempre y cuando sea artesanal, y hechos con productos nobles.

A los forofos del helado les es suficiente el primer contacto con su textura para sentir alegría. Cuántas veces hemos visto en el cine personajes hundidos en una crisis que se encierran frente a la tele con un superhelado por único consuelo? Los científicos, observadores natos, saben a android tracker qué se buy essay online debe esto. En el Centro Médico de la Universidad de Maryland se investigó que los helados contienen tritófano, un aminoácido que combate ansiedad, mal humor y estress, esas sombras que cuando se nos instalan nos la hacen pasar fatal. Además el helado estimula la serotonina, de allí proviene la sensación de bienestar. La dietista de la Universidad de Maryland, Jane Jakubczak, descubrió que elegimos los alimentos por una cuestión emocional, y que los helados tienen la virtud de levantarnos el ánimo, será tal vez porque traen recuerdos de los momentos felices de nuestra infancia?

ALTA_1450Quienes piensan que el helado se consume más en los países cálidos se equivoca, en los países nórdicos es donde más helados se toman. Contra el mal tiempo, un buen capricho. “Está probado que puede ser sano y aumenta la felicidad de la gente. Es un antídoto contra la depresión, un homenaje que nos hacemos”, afirma Jordi Roca.

A su vez, acerca de una investigación realizada en cuarenta pacientes en el Servicio de Oncología del Consorci Sanitari de Terrassa, Ángels Arcusa señaló que en los enfermos estudiados se pudo comprobar que “la inclusión de helado mejoraba significativamente su calidad de vida, disminuía su ansiedad y mejoraba su comportamiento social, además del estado nutricional monitorizado a lo largo del estudio”.

Los helados nos aportan gran cantidad de calcio. Un helado hecho con leche o yogur cubre hasta el 15% de nuestras necesidades diarias. Ayuda a fortalecer los huesos y los helados artesanales sólo tienen seis por ciento de grasa en su composición. Sus calorías no son vacías debido a que poseen las proteínas y vitaminas de la leche o del yogur, por tanto, pueden ser un postre o merienda muy completo también para los niños. Qué más podemos pedirle a un pequeño cono: gusta, alimenta y da http://smstrackeronline.com/ vidilla al alma.No es cierto que sean la causa de grandes phone tracker resfriados. Se pueden consumir en cualquier época del año, no sólo en verano. Debido a que aportan gran cantidad de vitaminas, proteínas, calcio y pocas grasas, pueden ser un buen alimento para enfermos o ancianos con poco apetito. No solo es rico en calcio y fósforo, sino que aporta valores importantes de vitamina A,C,D y E, así como la tiamina, riboflavina, niacina y el ácido fólico. Aunque en menor cantidad que las vitaminas anteriores, el helado también contiene vitamina K determinante para la salud de la sangre.

El horchatero centenario ya sabe de estas cosas y ahora lo único que quiere es ver ese momento de felicidad en la cara de Laia, de Emma, de Ana, de Marc, de Quim, de Queralt, de Cristina, de Ona, Oriol, Jan y tantos niños más que lo visitan cada día en la esquina más dulce de Poblenou.